Bioestimulantes

Productos que favorecen y potencian el metabolismo vegetal. Formulados con metabolitos especialmente seleccionados para conseguir el objetivo perseguido en la aplicación de cada uno de los productos y/o con nutrientes específicos en formas altamente asimilables independientemente de la actividad fotosintética de la planta y translocables con un consumo energético mínimo.

Productos Bioestimulantes

Algaliv

Bioestimulante del desarrollo general de la planta, basado en extractos de Ascophyllum nodosum

Algaliv DUO

Bioestimulante de origen natural para fases iniciales y recuperacion post-estres. Basado en la sinergia de la mexcla de Eklonia y Laminaria digitata.

Biolasting

Producto para favorecer el mantenimiento postcosecha de los frutos. Activo frente a hongos y bacterias.

Bioradicante

Bioestimulante del sistema radicular y la rizoesfera. Formulado en base a aminoácidos obtenidos por fermentación de Brevibacterium sp.

Botamisol 45%

Concentrado de aminoácidos procedentes de hidrolisis de proteínas vegetales para situaciones de estrés. Vigorizante.

Botamisol Pro 80

Concentrado de aminoácidos procedentes de hidrólisis de proteínas vegetales para situaciones de estrés. Vigorizante.

Citogrower

Bioestimulante rico en nutrientes para inducir la floración, promover la brotacion lateral y favorecer el cuajado de frutos. 

Citoliv

Bioestimulante a base de extractos de algas para el desarrollo, uniformidad y consistencia de frutos.

Cromaliv

Acelera la coloración de los frutos. Promueve la síntesis de pigmentos, mejora las propiedades organolépticas generales, mejora la homogeneidad de la fruta durante la cosecha.

Cropstim

Bioestimulante con aminoácidos y elementos sinérgicos con alta eficiencia antioxidante, osmoreguladora y bioestimulante. Aminoácidos procedentes de fermentación bacteriana e hidrólisis enzimática de proteínas vegetales.

Ecormon

Bioestimulante con aminoácidos y Mo. Especialmente indicado para favorecer el cuajado de los frutos.

Fitomaat SL

Bioestimulante líquido basado en glicina-betaína y prolina para superar situaciones de estrés.

Fitomaat WG

Bioestimulante basado en glicina-betaina, prolina y antioxidantes en forma de granulo dispersable.

Fosmobac

Formulado microbiano para solubilizar y mobilizar el fósforo

Frutaliv

Favorece la multiplicación celular y el posterior engorde de frutos en hortícolas y frutales.

Hydromaat

Bioestimulante microbiano para prevenir y/o superar los efectos del estrés hídrico.

Masbrix

Favorece la acumulación de azúcares.

Radisan

Bioestimulante del sistema radicular y de la rizosfera con metabolitos de Lysobacter enzymogenes y Corynebacterium flavescens.

Treeset

Favorece la floración y cuajado de los frutales.

Ultra V

Bioestimulante y filtro solar invisible UVA y UVB. Protector contra el golpe de calor.

Vital Power

Asegura la viabilidad del grano de polen y el cuajado. Aminoácidos procedentes de fermentación bacteriana con Brevibacterium sp.

Vitalem Olivo

Especialmente indicado para el cultivo del olivo. Aminoácidos de origen vegetal, obtenidos por hidrólisis enzimática y enriquecidos con Fe y B.

VitalemForte

Bioestimulante indicado para todas las fases del ciclo de los cultivos, en base a aminoácidos procedentes de hidrolisis enzimática de extractos vegetales

Bioestimulantes para agricultura

Aquí encontraras bioestimulantes agrícolas capaces de actuar eficientemente sobre los procesos bioquímicos naturales de la planta. Los bioestimulantes mejoran la absorción y asimilación de nutrientes, ayudan a superar el estrés abiótico o mejorar algunas de las características agronómicas de los cultivos, aumentando finalmente el crecimiento, la calidad y la productividad de las cosechas

El objetivo del uso de los bioestimulantes es conseguir cosechas de mejor calidad y dar solución a algunos de los problemas más comunes de los cultivos, como falta de humedad, poca luz, desfases de temperatura, etc., lo cuales pueden provocar pérdidas en su valor comercial.

Función de los bioestimulantes

La función de los bioestimulantes es mejorar los mecanismos de absorción de los nutrientes y su eficiencia, además de favorecer la tolerancia frente al estrés abiótico, que son todos aquellos factores ambientales que alteran los procesos fisiológicos de las plantas, afectando a su desarrollo.

Pero sin duda el efecto más importante es que la utilización de bioestimulantes propicia un menor uso de fertilizantes, lo cual contribuye al cumplimiento de uno de los principales objetivos de la estrategia de la UE “De la granja a la mesa”: reducir el uso de fertilizantes en al menos un 20 % para el 2030.